Fisioterapeutas 2.0 de 2ª… generación
febrero 9, 2017
Revisión 2017 de la Guía en Dolor de Cuello del JOSPT
julio 1, 2017

La propuesta de valor en fisioterapia, entre putas y dentistas.

El pasado jueves 9 de marzo se revolucionaron las redes con la difusión de un corte extraído del programa “Lo Mejor Que Te Puede Pasar” de Melodía FM conducido por Nuria Roca, en el que uno de sus colaboradores explicaba en tono de humor su primera experiencia con un fisioterapeuta. Este es el tuit que dio pie a todo el asunto desde el que podéis acceder al corte en cuestión pulsando en el enlace. Y que más allá del buen o mal gusto del chiste, que dejo a juicio de cada uno, quiero aprovechar que al menos nos sirva de pie para realizar un pequeño análisis de la imagen de marca que tiene la fisioterapia en España.

Una vez pasado el furor más visceral sobre las palabras del “humorista” y para salvaguardar en la medida de lo posible la objetividad del análisis, he pedido a Jesús Alcoba, amigo y compañero de fatigas en la asignatura de Administración y Gestión en Fisioterapia del CSEU La Salle-UAM; que me aporte su punto de vista sobre la imagen que se refleja en el vídeo. Jesús es director de La Salle International Graduate School of Business, y además de docente e investigador es un prolífico escritor (os recomiendo su última obra Ultraconciencia) y un buen conocedor del devenir de la fisioterapia en el contexto del branding, el marketing y el Patient Experience. Os dejo con su reflexión:

“Normalmente no estamos acostumbrados a hablar de la idea de imagen de marca respecto a una profesión, pero lo cierto es que hoy ese término no solo se puede aplicar a empresas, sino también a profesionales, instituciones, e incluso a países enteros. La imagen de una marca no es más que la percepción que tiene el cliente sobre ella. Si lo aplicáramos a las profesiones, hablaríamos de la imagen de marca de los abogados, los profesores, los fisioterapeutas, y así sucesivamente. Por motivos históricos, sociales y culturales, cada una de estas profesiones deja una impresión, a veces estereotipada, sobre su propuesta de valor a la sociedad. Lo que es tan evidente como importante es que si una profesión no quiere que su imagen de marca sea malinterpretada, como parece ser el caso, ha de reflexionar seria y activamente sobre su razón de ser y sobre su propuesta de valor (esto es importante porque los consumidores intercambian su tiempo y su dinero solamente por aquello que consideran valioso). Y para ello es fundamental que las distintas instituciones relacionadas con esa profesión, tales como asociaciones, federaciones, colegios profesionales o universidades, construyan y promuevan una imagen de marca que haga que los grupos de interés la perciban de una manera acorde con su propuesta de valor y relevancia social”.

Es imperativo que se dediquen tiempo y recursos a establecer los pilares de esa “marca fisioterapia” basada en las propuestas de valor que queremos identificar con nuestra profesión. Actualmente tenemos una declaración de “acto fisioterápico” que podría servir como un buen punto de partida para hacer este trabajo, pero si no se consigue modificar y unificar que es lo que “vendemos” los fisioterapeutas, seguirá habiendo una marca fisioterapia por cada fisioterapeuta, y corremos el riesgo de que seamos poco más que “la mezcla perfecta entre un dentista y un puticlub” para muchos de los usuarios, y sinceramente, yo no me siento muy identificado con esa imagen… no me gusta el sabor del enjuague bucal ;o)

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies